viernes, 17 de octubre de 2008

VUELO 59...Dolor...


Dentro de cada dolor hay tristezas, alegrías y calmas. El dolor adopta infinitas formas. Y se va y viene como la espuma del café con leche que me tomo cada mañana. El dolor es la ausencia. Es las ganas de nada. Y las pocas ganas de todo. A veces es tan alto como un castillo. Pero no hay princesas ni dragones. (Ni yo soy jardinera. Ni tu un bonsái). El dolor se puede beber. Es caliente. Áspero como un melocotón. Y no sabe a chocolate. Es mío. O tuyo. Y no sé si se puede compartir. Ni beber en pajita. ¿Será posible absorber el dolor ajeno? Repartirlo en trocitos. Regalarlo y que por fin, no cuelgue de las estanterías de mi casa. Ni en los escaparates. Ni en esa tele de botones verdes.

Me temo que no hay embrujo que mitigue el dolor. No hay sogas invisibles. Ni respuestas sencillas. Me temo que sólo hay que respirar hondo. Y entonces, quizá, se calme.

22 comentarios:

Ilusoluis dijo...

No hay que temer al dolor. Ni a la noche. Ni al fuego. No nos gustarán, no los buscaremos premeditadamente, pero gracias a ellos probamos con mayor intensidad los sabores de la alegría, la luz del día y el frescor del agua.
Un beso, Lara.

CHe dijo...

Yo siempre lo he dicho, te tenías que llamar Lola. Y ya sabes, si necesitas un trapecista que te rescate sólo tienes que llamarme.

Bess

CH.

Lidia dijo...

No hay respuestas sencillas, cuando para saldar las cuentas con tu dolor, el camino no se te presenta lleno de golosinas o de alfombras de aladino. Sé cuál es el sufrimiento, y es, que aquello que creemos amar, parece quedarnos lejos. Pero guapísima...la vida da unas vueltas excitantes e increíbles. Respira, y calma, pues ya tienes la respuesta.

Adoro lo que has escrito. Ya te lo dije, estás mejorando a pasos agigantados, cuando de lo que se trata es de transmitir.

Un beso enorme, pequeñita.

Saturnino dijo...

Solo un saludo y ver el por qué de las alas, prometo leer con calma.

frik dijo...

Que perezcan esas amargas palabras en tu garganta.

Extiende tus alas y vuela hasta el infinito para ver morir al atardecer…

MARCO dijo...

el tiempo es el unico antidoto contra el dolor.

Núria dijo...

Ni yo soy jardinera.Ni tu un bonsái: me han encantado!!!
Pero no kiero ver tus alas doloridas!!! Buen Fin de Semana ( sin dolor ).

david ankee cheyenne dijo...

Cuando...

Cuando duele respirar

Cuando duele vivir

Cuando duele el dolor ajeno

Cuando se oscurece el camino

Cuando no hay explicación

Cuando no se entiende nada

Cuando gritas y no hay respuestas

Cuando lloras sin parar

Cuando la tristeza te rodea

Cuando todo se desvanece

Cuando la fe es el consuelo a este dolor

Cuando solo queda el recuerdo

Cuando tus pilares se desmoronan

Cuando la parte racional de tu ser enloquece

Cuando la vida te lleva hacia delante y te empuja a continuar el camino, zombi en la noche y fantasma en el día

Y cuando más que nunca necesitas dar forma al “por qué”; un “por qué” que no llega…

Lugareño dijo...

Comparto en gran medida la idea de ilusoluis, aunque creo que no se trata de perder el miedo al dolor, sino de afrontarlo con valentía y paciencia, y comprender que el sacrificio personal nos puede hacer mucho más fuertes y felices una vez superado el escollo.

Solo así podrás volar muy alto y soñar con la posibilidad de acariciar un día la luna.

Gracias por sobrevolar mi huerta, Lara. Espero que las vistas te resulten agradables. Un saludo desde aquí abajo.

Hay que respirar hondo...

ARTEMIZA dijo...

respirar...respirar...y respirar

veremos que pasa despues..

Saludos Lara, un beso para ti!!

Lara dijo...

Iluso, lo bueno de las cosas bonitas es que pueden más que cualquier pinchazo. Sólo una palabra, un momento, una sonrisa hacen que borremos las espinas. Una maravilla tus palabras.

Che, estoy esperando verte con las mallas puestas subido al trapecio. Desde allí, cántame lo que quieras. :)

Lidia, que razón que tienes. No hay golosinas sin antes una barrita diurética. No hay alfombras de aladino sin antes un felpudo al que aspirar. Gracias.

Satur, me encanta verte por aqui. Un besazo.

Frik, en ello estoy. Intentando extender las alas. Limpias, nuevas y dispuestas a todo.

Marco, el tiempo como tu bien dices y la risa. Gracias por tu medicina.

Nuri, tus palabras siempre son buenas consejeras. Me encantas.

David, que bien has explicado todo. Que maravilla tu por qué. No tengo palabras.

Lugareño, al igual que Iluso tus palabras son sabias. Son, además, preciosas letras en esta partitura. Acariciaré la luna y desde allí prometo seguir visitando tu huerta.

Artemiza, seguiré respirando. Un enorme saludo para ti.

Un placer teneros por aquí. Un besazo de lunes para todos.
Muaksssss

Lara tiene alas

manu dijo...

El dolor es pasajero, superfluo, circunstancial. No creo que debamos temer al dolor.
Y en el peor de los casos, hacerle frente, agarrarle por las solapas mirandole a los ojos y decirle: " ¿ Esto es todo lo que sabes hacer ?

Laura dijo...

Pequeña ya sabes cual es la aspirina para el dolor. Je, je..

Un beso

Laura

Anónimo dijo...

He llegado a tu blog desde nilibreniocupado. Me encanta tu sensibilidad, tu mirada certera y personal y tu forma de ver el mundo desde ese corazón volador.
solysal.
Besos de sal

Arkangel dijo...

Yo hay días que me levanto dolorido,me duelen los parpados, las yemas de los dedos; me duele la angustia, la sensación de vacio interno. ¿Porqué te comportaste de esa manera?..no lo sé, me respondo..¿porqué tiene que hacerme sentir así?..muchas posibilidades se agolpan en mi cerebro, pero ninguna parece plausible. Pero hay momentos donde el dolor y la dicha se funden y entonces es cuando te das cuenta lo importante que es sacar el jugo a la vida, a veces dulce y otras amargo, pero imprescindible para seguir viviendo.
PD: Mi primer comentario, espero dejar más en próximas entradas.

Núria dijo...

Lara wapa estás ya menos dolorida??? Un petonet!!!

Lara dijo...

Manu, tus preguntas siempre tan fílmicas. Me das un montón de ideas para buenos "The End".

Lauri, ¿Sigues llevando aspirinas en tu mochila?

Solysal, yo he descubierto muchos blogs a través de Nilibreniocupado y es que Simpulso nos tiene muy bien aleccionados. Un placer verte y bienvenida.

Arkangel, un auténtico placer lerte por aqui. Tus palabras siempre certeras. Gracias.

Nuri, ¿dolor, pero eso existe?. :)

Besos grandes y frescos para todos.

Lara tiene alas

temmpus dijo...

Poco a poco me vuelven a crecer las alas. Me temo que no son las blancas emplumadas que tenía antes, sino unas de color bronce y plateado. Supongo que estas son mucho más difíciles de cortar.

Sobre el dolor, hay tanto de que hablar... por desgracia.

En primer lugar, antes de curar la herida, hay que sacar el clavo de ella. Además, hay que dejar lejos, lanzar lo más lejos posible el martillo que dió el golpe.

Para calmar el dolor, yo confío en la meditación, en la amistad y en cualquier cosa cómica (libro, audio, vídeo...).

Antes o después se va. El ser humano no está preparado para soportar más de una cantidad de dolor determinada.

Un abrazo

lidia dijo...

Hoy te doy las gracias por tus detalles y tus burbujas diarias de energía, pero también hoy extraño, una nueva entrada, tus palabras, en mis retinas.
Tengo ganas de leer tu próximo pensamiento alado.

Un besito de buenas tardes. (Un día tranquilo de trabajo)

ARTEMIZA dijo...

Hola Lara!!

Vine a saludarte. Y a decirte, que en este poquito tiempo que te he leído, me has trasmitido un fresco y agradable viento, con esas enormes alas que te cargas.

Te leí hoy en el “nilibreniocupado”, y deja te digo que no, no eres rara ni normal. Tú eres genial, eres Lara. Y solo Lara tiene Alas.
Disculpa si te escribo tan confianzudamente.

Saludos y, a volar!!

Akematon dijo...

si tienes timepo pasate por el mio y le exas un vistazo y si t gusta votame EN 20 MINUTOS. yo ya lo e exo.

http://akematon.blogspot.com/

Mlo dijo...

pues yo no quiero sufrir por sufrir. hay gente que no lo entiende como hacer medios litros de leche tetrabrick... en fin. enhorabuena por sentirte viv@.
competimos!
votame en 20 minutos! o en los que te hagan falta!! suerte!